El verano ha llegado y con él las vacaciones y las ganas de desconectar, pero siempre surge la indecisión de dónde ir, si decantarse por apartamentos u hoteles de playa, pero se nos pasa por alto el destino o creemos que para encontrar lugares exóticos y llamativos hay que coger un avión a la otra punta del mundo. Pero no es así, ya que el Mar Mediterráneo tiene mucho que ofrecernos: playas exóticas, calas escondidas, aguas transparentes y azuladas… Lugares donde desconectar del mundo y a la vez descubrir bellos rincones que tenías cerca y desconocías su existencia.

Para ayudarte a decidir dónde viajar, hemos hecho un repaso de costa a costa y en este post te recomendaremos las mejores playas del Mediterráneo que es imprescindible que conozcas al menos una vez en tu vida. ¡Te enamorarás!

  1. Turquía: aguas turquesas de Fethiye y Öludeniz

Las playas de Fethiye junto con Öludeniz son de los rincones del Mediterráneo más bellos de sus costas, y es que esta zona de aguas celestes están rodeadas de unas altísimas montañas, dando lugar a uno de los puertos naturales más bonitos del país.

Pero sin lugar a duda, te enamorará Butterfly Valley. Es una playa que nace de un valle y está encerrada entre montañas, sin duda el sueño de cualquier turista hecho realidad.

captura-de-pantalla-2017-07-07-a-las-11-42-43

  1. La célebre Laguna Azul maltesa

Esta es otra de las mejores playas del Mediterráneo porque es una verdadera postal desde que visualizas el paisaje por primera vez. La bahía está situada entre la isla de Comino y el islote de Cominotto, y tiene una abundante vida submarina que te encantará explorar. Tiene unas aguas limpísimas de un color azul intenso y muy poco contaminadas, por lo que si quieres disfrutarlas bien deberás ir en temporada baja. Los turistas, una vez allí, aprovechan a ir en barco y visitar las dos islas vecinas, que nada tienen que envidiar a Blue Lagoon.

captura-de-pantalla-2017-07-07-a-las-11-42-14

  1. Cerdeña y Capri: calas que no te puedes perder

Si quieres huir de la masificación turista y desconectar de verdad en playas paradisíacas, te recomendamos estas dos islas italianas, que sin lugar a dudas poseen unas de las mejores playas del Mediterráneo. En resumen, amor a primera vista.

Cerdeña es una isla que aunque forme parte de Italia tiene identidad propia, y es que además de mantener la cultura y tradición italianas (no olvidemos su gastronomía) posee un gran valor natural. Aquí podrás tanto pasear y disfrutar de los paisajes como encontrar playas idílicas donde bañarte, además de coloridos ríos. Te encantarán todas sus calas, pero nosotros le damos el premio a Mariolu, que aunque sólo se pueda acceder por mar, es algo admirable de visitar.

captura-de-pantalla-2017-07-07-a-las-9-49-08Por otro lado, Capri también tiene una belleza sin igual. Te recomendamos que contrates una excursión en barcaza por la isla que te llevará por muchos enclaves paisajísticos, como la Grotta Azurra o el Arco dei Faraglioni. Para esta isla te recomendamos Marina Piccola, que tendrás que llegar a través de la Via Krupp, un paisaje sin lugar a dudas especial.

  1. Playa Navagio: un paisaje de película

En la isla griega de Zakynthos se encuentra una de las mejores playas del Mediterráneo, y es que sólo de contemplar el paisaje sientes que estás en otro mundo. Grecia posee unas 6.000 islas aproximadamente, de las cuales ninguna tiene desperdicio, pero dependiendo de las necesidades de viajar de cada uno escogeremos una isla u otra. Las más turísticas son Santorini, Mykonos, Creta y Rodas, que tienen mucho ambiente y puedes hacer de todo. Pero si quieres descubrir paraísos sin contaminar la playa del Naufragio te enamorará.

grecia

  1. Sa Calobra, un rincón inolvidable de Mallorca

Esta isla española sin duda tiene de todo: ambiente nocturno, restaurantes con buena gastronomía, playas de ensueño, formaciones naturales impresionantes como las famosas Cuevas del Drach, rutas por la Sierra de Tramontana… Y además posee otra de las que consideramos mejores playas del Mediterráneo, que ninguna de esta isla tiene desperdicio, pero la que especialmente nos ha enamorado es Sa Calobra, una cala de aguas azuladas entre montañas que te dejará de piedra. Nota: obligatorio quedarse hasta el atardecer.

captura-de-pantalla-2017-07-07-a-las-11-42-51

  1. Sidi Mahrez, el tesoro escondido de Túnez

La isla de Djerba, en Túnez, es la isla más grande del Norte de África. Considerada como una joya bereber, sentirás que estás viajando a otro mundo cuando en realidad no te has movido del mar Mediterráneo: mezquitas y olivos, mercados artesanales de especias y cerámica, gastronomía única…

Sus playas tienen la arena más dorada de Túnez (así lo afirmaba Flauvert), donde las temperaturas no bajan de los 20ºC en todo el año. Además de esta playa, te recomendamos que antes de embarcarte a la isla, te pases por la playa de Ras Rmal, interminable a la vista.

  1. Zlatni Rat, el Caribe en Croacia

Croacia nada tiene que envidiar a las Maldivas o Seychelles, y es que tiene unas islas preciosas: Hvar, Brac, Korcula, Vis… Pero sin duda la isla de Brac es la que más nos ha llamado la atención, y es que la playa de Zlatni Rat parece sacada de un libro de piratas. Situada en la costa Dalmacia se encuentra “El Cuerno de Oro”, este tesoro croata te dará el descanso que necesitas. Además cuenta con un pueblo pesquero muy bonito, pero te recomendamos que también visites otros como Supetar o Bol y disfrutar de esta isla en todos sus aspectos. Sin duda otra de las mejores playas del Mediterráneo que entran en nuestro ranking, ¡no querrás volver!

captura-de-pantalla-2017-07-07-a-las-11-42-59

No hay comentarios

Dejar una respuesta